Eusko Ikaskuntza reafirma su compromiso con el futuro de Vasconia

Centenario

24/11/2018

Eusko Ikaskuntza reafirma su compromiso con el futuro de Vasconia

El sábado, 24 de noviembre, se celebró en Oñati el acto institucional de conmemoración del Centenario con presencia de las autoridades de todos los territorios de Vasconia.

Eusko Ikaskuntza celebró en Oñati el acto institucional de conmemoración del centenario de su fundación en 1918, con la presencia de las autoridades de todos los territorios de Vasconia así como de una amplia representación de agentes de la cultura y la sociedad.

Eusko Ikaskuntza aprovechó la ocasión para reafirmar sus principios fundacionales y su compromiso en pro del futuro del país mediante la lectura de una Declaración solemne como colofón al XVIII Congreso de la institución que, tras tres años de trabajo en el marco de un proceso amplio y participativo, culminó el viernes 23 de noviembre en el transcurso de una jornada celebrada también en Oñati.

El acto institucional del centenario fue presidido por el Lehendakari del Gobierno Vasco Iñigo Urkullu, la presidenta del Gobierno de Navarra Uxue Barkos, y el presidente de la Aglomeración del País Vasco, Jean René Etchegaray; los diputados forales de los tres territorios, Araba, Bizkaia y Gipuzkoa, Ramiro González, Unai Rementeria y Markel Olano, respectivamente; los presidentes de la Juntas Generales de Gipuzkoa y Araba, Eider Mendoza y Pedro Elosegui, respectivamente; el delegado del Gobierno español en la Comunidad Autónoma Vasca, Jesús Loza; y el alcalde de Oñati, Mikel Biain. También hubo una amplia representación de los alcaldes de Euskadi, Navarra e Iparralde.

El acto institucional vino precedido de la firma del ilustre libro del centenario de Eusko Ikaskuntza "Euskaldunon Mendea 1918-2018" en el Ayuntamiento de la localidad, así como - al igual que sucediera ahora hace 100 años- una representación popular de la soka-dantza en la Plaza de los Fueros de Oñati (frente al Ayuntamiento), de la mano de Oñatz Dantza Taldea, y en la que participaron diversas autoridades.

En el acto principal, celebrado en la iglesia San Miguel de Oñati, los presidentes de Eusko Ikaskuntza y del Centenario y XVIII Congreso, Iñaki Dorronsoro y Xabier Alkorta, respectivamente, subrayaron la vocación de la entidad por seguir contribuyendo a resolver los retos que tiene planteados Vasconia en términos de futuro.

La celebración, que estuvo amenizada por el Orfeón Donostiarra, culminó con las intervenciones del presidente de la Aglomeración del País Vasco, Jean René Etchegaray, del lehendakari de Euskadi Iñigo Urkullu, y la presidenta del Gobierno de Navarra Uxue Barkos. El acto institucional finalizó con una actuación del grupo de dantza de Arizkun (Nafarroa) en la Plaza de los Fueros de Oñati.

Mendeurrenaren ospakizuna Oñatin

‘Utopías’

El presidente de Eusko Ikaskuntza Iñaki Dorronsoro hizo una loa al impulso que ofreció hace un siglo una “élite  intelectual” para poner su conocimiento a disposición de un proyecto de país, y reconoció que “muchas de las ‘utopías’ de aquellos pioneros se han hecho realidad”. Algunas de aquellas ‘utopías’ fueron la creación de una Universidad, reforzar las instituciones de los territorios de Vasconia, y el impulso a nuevas estructuras como, por ejemplo, Euskaltzaindia o Jakiunde.

Dorronsoro afirmó que tras tres años de análisis y debate en el marco del XVIII Congreso “hemos convergido en la necesidad de configurar un proyecto de futuro compartido”, que está fundamentado sobre diferentes pilares como, entre otros, “un sistema democrático renovado, cooperativo, que dote de iniciativa al ciudadano co-responsable con lo común, que respete la diversidad, que apueste por la innovación”.

Un sistema que, en opinión de Dorronsoro, además sea  “capaz de combinar la creación y acumulación de riqueza con su justa distribución, el desarrollo económico con la conservación del medio natural y ambiental, que asuma el desarrollo de nuestra cultura y el euskera, así como la educación a lo largo de la vida, como elementos vitales para un mayor grado de cohesión interna”.

“Narrativa compartida”

Por su parte, el presidente del centenario y del XVIII Congreso de Eusko Ikaskuntza Xabier Alkorta puso el foco en algunos de los retos que se han abordado en el XVIII Congreso, y destacó la necesidad de crear una “narrativa compartida” y de “activar la inteligencia colectiva” de cara a avanzar hacia un contexto de “mayor bienestar social, una identidad política común y una gobernanza democrática”.

“Tenemos las personas, los valores compartidos y el capital social para construir el futuro. Hemos sido capaces de revitalizar el euskera, de hacer frente a la crisis industrial, de integrar a los inmigrantes, de desarrollar una agenda institucional en Iparralde, de gestionar las diferencias”, afirmó Alkorta.

Sin embargo, si bien todos los territorios vascos cuentan con sus respectivas instituciones, Alkorta afirmó que “hemos de dar pasos decididos en la cohesión entre ciudadanos e instituciones, de cara a estrechar las relaciones entre los territorios vascos”.

Declaración Institucional

El momento cumbre de la jornada llegó con la lectura de la Declaración Institucional de Eusko Ikaskuntza, que recoge una reflexión sobre el pasado, el presente y el futuro de Vasconia y la contribución que a su desarrollo ha hecho y proyecta seguir haciendo la ya centenaria Eusko Ikaskuntza.

La Declaración fue leída por Argitxu Etxandy, Ana Urkiza y Sho Hagio. Con estas tres voces quiso representar precisamente la institución la diversidad que acoge en su seno, tanto territorial, generacional, como de género. Del mismo modo, manifestó su adaptación a la realidad del nuevo tiempo, poniendo el foco en la ciudadanía y su palabra.

Conscientes de que el nuevo siglo plantea retos de calado que exigen activar la inteligencia colectiva, la capacidad de reflexionar y decidir de forma cooperativa, Eusko Ikaskuntza se fija la tarea de trabajar con instituciones públicas, agentes políticos y sociales, universidades y ciudadanía, en cinco ámbitos:

• En el contexto de la globalización y de los cambios acelerados, se apuesta por definir, con perspectiva de País, la posición de las comunidades y territorios vascos en el mundo y su articulación con las instancias estatales y supraestatales.

• Como instrumento para el fortalecimiento de un proyecto común, se propone crear un espacio que favorezca relaciones estables y estructuradas entre los diferentes agentes (sociales, culturales, políticos y económicos), ayuntamientos e instituciones.

• Se entiende que es importante aglutinar la diversidad vasca en una identidad compartida en torno a valores comunes decididos por toda la ciudadanía, tomando como eje el euskera y la cultura vasca, y utilizando proactivamente el sistema educativo, el cultural y el comunicativo.

• Contribuir al desarrollo de la economía al servicio de un progreso social y ambiental sostenible.

• Profundizar en la gobernanza democrática que capacite a las personas para construir un máximo de consensos y para gestionar los inevitables disensos.

A ello se suma también la declaración de la comunidad que desea vivir, desarrollarse y abrirse al mundo en euskera, presentada el 19 de octubre en la segunda sesión del XVIII en Vitoria-Gasteiz, en la que se definen los elementos de base para el futuro. La Declaración del Congreso e5 estará accesible tan pronto se sumen las nuevas aportaciones realizadas al documento.

De este modo, y tomando como punto de partida las conclusiones obtenidas en el XVIII Congreso de Estudios Vascos (celebrado en 6 sesiones entre los días 5 de octubre-23 de noviembre de 2018), Eusko Ikaskuntza renovó la misión que le fue encomendada en 1918 por las entidades fundadoras: elaborar una visión general y de largo plazo dirigida al desarrollo del País y orientada a iluminar las actuaciones públicas y las dinámicas sociales.

Leer el texto íntegro de la Declaración Institucional.

Compartir:
Facebook Twitter Google Whatsapp